Si en el mundo no hay paz es porque nos hemos olvidado de que nos pertenecemos los unos a los otros

Teresa de Calcuta