Definitivamente no me gusta la cordura. Imita demasiado a la muerte. Prefiero la locura; no la que se padece, sino con la que se baila.

Christian Bobin