A la única cosa que debes temer es a tu propio miedo.

Franklin D. Roosevelt