El amor es al espíritu lo que el sol es a la tierra.

—Honoré De Balzac