Nadie comete un error más grande que quien no hace nada por temor a cometer un pequeño error.

Edmund Burke