Olvídate del mundo. Piensa solamente en lo que llevas piel adentro, y sabrás qué dulce y qué sabroso es vivir.

Jorge Debravo