Nuestro trabajo no consiste en preparar a nuestros niños para enfrentarse a un mundo duro y hostil, sino en prepararlos para que hagan de este mundo un lugar un poco menos duro y hostil.

L.R. Knost